Encontrado deambulando en ese pequeño cuaderno verde.

La señorita Quelquefois se mira las manos ajadas con un brillo de terror en la mirada. Luego se pone el libro de texto enfrente de las narices y lee:

-La aspereza es únicamente la parte superficial del ser humano, y por lo tanto la que hay que ignorar. Para capturar la esencia hay que despojar a la persona de la piel, del envoltorio cárnico y confuso que nos impide ver más allá de los poros.

A pocos metros de ella, en la primera fila, unos adolescentes bostezan repetidamente. El techo gris de la clase se refleja en sus miradas plagadas de burbujas de refresco.


-Por tanto, como dice Menganito -concluye la señorita Quelquefois desde la tarima, sacudiéndose la tinta de las manos en un alarde de teatralidad que despierta de golpe a algunos- hay que despojarse de la piel de forma permanente para exponerse al mundo y a su crueldad de forma pura y sincera. Sólo así se consigue llegar a ser persona.

La señorita Quelquefois cree en lo que dice, pero hace mucho que ha desistido en predicar con el ejemplo. Incumple intencionadamente las doctrinas de Menganito cuando, frente al espejo de su tocador, le dedica tanto cuidado a su piel con cremas como supuestamente debe dedicar a su alma. Y todo por el simple y masticado motivo: superar lo mejor posible la prueba diaria de mirarte y pedirte no ser muy cruel contigo mismo.
A quién le importa la esencia. En realidad la vida es el resultado y la búsqueda del roce epidérmico.

2 Responses so far.

  1. Chelsea says:

    Pobre señorita Quelquefois. Es una pena que muchos caigamos en su error y sobreestimemos la supervivencia frente a lo que realmente es vivir.
    Porque lo que intentamos no es más que eso, no perder nuestro sitio en un mundo demasiado artificial; y al final lo que naufraga es nuestra esencia.

    Gracias por escribir esto, me da la sensación de que necesito que me recuerden lo realmente importante un poco más a menudo.

    Un beso!

  2. says:

    "nada envejece peor que tu mirada"
    Muy bueno!

Leave a Reply

¡Muchísimas gracias!