Parisienne Walkways.




Nunca llores delante de tu hija.
Cuando la mandes con un gesto a buscar algo a la cocina mientras tú te tomas de golpe otras dos pastillas de prozac acompañadas por un vaso de limonada con hielos, asegúrate de cerrar bien la puerta. Porque la medicina tarda en hacer efecto, y no querrás que vuelva con lo que sea que le has mandado a buscar en la mano y te encuentre sollozando a ritmo de Gary Moore, con la mano cubriendo inútilmente la mitad de la cara colorada.
No querrás dejarte abrazar como un bebé por tu propia niña mientras mascullas palabras sin sentido sobre el Cielo y la Tierra. No querrás que en el día de tu funeral (sí, porque tú también morirás, también has muerto, como debía ser para completar el ticket de dos personas de ida hacia ahí arriba), no querrás que tu hija (tu pequeña, que de repente se siente tan abrumadoramente mayor y tan insoportablemente pequeña y tan desoladoramente sola) apriete la carátula del disco de Jazz, de tu disco de Jazz, con tanta fuerza que le sangren los nudillos siempre agrietados, y prometa que las lágrimas que inundan el título sean las últimas que vea derramar en su vida. No querrás que tu hija duerma de día y estudie de madrugada, apoyada en la barra de algún bar. No querrás que tu lugar más sagrado se llene de botellas vacías, tazas sucias y libros desperdigados encima de los lienzos a medio terminar. No querrás que tu hija se siente a leer desnuda enfrente de la ventana. No querrás que se cambie del nombre. No querrás que tu hija se olvide de que es tu hija.
Pues eso. No llores delante de ella.

5 Responses so far.

  1. Wendy says:

    esa ultima frase, guarda tanta verdad...

  2. Lobo says:
    Este comentario ha sido eliminado por el autor.
  3. Lobo says:

    Homenaje póstumo a Gary Moore. Amén.
    Prometete no llorar, pero acabarás haciéndolo,aun así nunca servirá de nada.

    "Mi disco de Jazz es ese que no lo enseño a nadie por si les da por desconfíar de mi"

  4. gato says:

    No sé cuánto hay de qué, Miss; pero lo encuentro demoledoramente hermoso.

  5. Intranquilizadoramente interesante

Leave a Reply

¡Muchísimas gracias!